Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog
Sube al monte

Sube al monte

Gen. 19, 15-20 Al rayar el alba, los ángeles apremiaron a Lot diciendo: «Levántate, toma a tu mujer y a tus dos hijas que se encuentran aquí, no vayas a ser barrido por la culpa de la ciudad.» Y como él remoloneaba, los hombres le asieron de la mano lo...

Leer más

¿Quieres curarte?

¿Quieres curarte?

Sn. Jn. 5, 5-9 Había allí un hombre que llevaba treinta y ocho años enfermo. Jesús, viéndole tendido y sabiendo que llevaba ya mucho tiempo, le dice: «¿Quieres curarte?» Le respondió el enfermo: «Señor, no tengo a nadie que me meta en la piscina cuando...

Leer más

Extiende la mano

Extiende la mano

Sn. Mc 3, 1-5 Entró de nuevo en la sinagoga, y había allí un hombre que tenía la mano paralizada. Estaban al acecho a ver si le curaba en sábado para poder acusarle. Dice al hombre que tenía la mano seca: «Levántate ahí en medio.» Y les dice: «¿Es lícito...

Leer más

Si Crees verás la Gloria de Dios

Si Crees verás la Gloria de Dios

Sn. Jn 11, 39-40 Dice Jesús: «Quitad la piedra.» Le responde Marta, la hermana del muerto: «Señor, ya huele; es el cuarto día.» Le dice Jesús: «¿No te he dicho que, si crees, verás la gloria de Dios?» Las palabras de Jesús confrontan a María con su realidad,...

Leer más

¿De Quién depende?

¿De Quién depende?

Dt. 11, 26-28 Mira: Yo pongo hoy ante vosotros bendición y maldición. Bendición si escucháis los mandamientos de Yahveh vuestro Dios que yo os prescribo hoy, maldición si desoís los mandamientos de Yahveh vuestro Dios, si os apartáis del camino que yo...

Leer más

Esperando....

Esperando....

Sn. Jn. 11, 3-4 Las hermanas enviaron a decir a Jesús: «Señor, aquel a quien tú quieres, está enfermo.»Al oírlo Jesús, dijo: «Esta enfermedad no es de muerte, es para la gloria de Dios, para que el Hijo de Dios sea glorificado por ella.» Ante la intercesión...

Leer más

¿Vas hacia delante o atrás?

Num. 11, 5-6 ¡Cómo nos acordamos del pescado que comíamos de balde en Egipto, y de los pepinos, melones, puerros, cebollas y ajos! En cambio ahora tenemos el alma seca. No hay de nada. Nuestros ojos no ven más que el maná.» Este pasaje muestra a un pueblo...

Leer más

El Encuentro

Gen. 32, 31-33 Jacob llamó a aquel lugar Penuel, pues (se dijo): «He visto a Dios cara a cara, y tengo la vida salva.» El sol salió así que hubo pasado Penuel, pero él cojeaba del muslo. Por eso los israelitas no comen, hasta la fecha, el nervio ciático,...

Leer más

No te suelto hasta que no me hayas bendecido

Gen. 32, 25-30 Y habiéndose quedado Jacob solo, estuvo luchando alguien con él hasta rayar el alba. Pero viendo que no le podía, le tocó en la articulación femoral, y se dislocó el fémur de Jacob mientras luchaba con aquél. Este le dijo: «Suéltame, que...

Leer más

Pasemos a la otra orilla

Sn. Mc. 4,35 Este día, al atardecer, les dice: «Pasemos a la otra orilla.» Ese día, Jesús había estado enseñándoles a la gente y sus discípulos, pero al atardecer, luego de haberles hablado de que el Reino de los Cielos es como una semilla de mostaza,...

Leer más

<< < 1 2 3 4 5 6 > >>