Es tiempo de Higos

Publicado en por Ministerio de Predicación - Nueva Alianza

Sn. Mc. 11,12-14 Al día siguiente, saliendo ellos de Betania, sintió hambre.  Y viendo de lejos una higuera con hojas, fue a ver si encontraba algo en ella; acercándose a ella, no encontró  más que hojas; es que no era tiempo de higos. Entonces le dijo: «¡Que nunca jamás coma nadie fruto de ti!» Y sus discípulos oían esto.

 

Este pasaje se da al día siguiente de la entrada de Jesús en Jerusalén (recordado como Domingo de Ramos) y antes de expulsar a los mercaderes del templo, lo cual enfatiza una enseñanza básica para nuestra vida y de lo cual debemos estar vigilantes siempre, se trata de los frutos que damos y por los cuales somos reconocidos y que únicamente pueden cosecharse si caminamos de la mano de Cristo.

 

También debemos tener en cuenta la importancia de Betania, que es un lugar muy especial, pues allí vivían los amigos de Jesús: Lázaro, Marta y María, también sanó a un leproso y resucitó a Lázaro.

 

Hermanos(as), la mayoría recibimos a Cristo con gozo en el corazón, le seguimos pero a veces, ya sea por la rutina, el día a día, nuestros miedos, heridas no sanadas, pecados, etc., comenzamos a alejamos de Él, así dejamos de asistir a nuestras clases, koinonías, asambleas, pastoreo, misa, servicio y de apoco nos conformamos o acomodamos a verlo de lejos y así como la higuera nos quedamos plantados en un sitio, estancando nuestro crecimiento espiritual y humano, dejamos de buscar a Jesús  y nuestra vida cristiana, en el mejor de los casos se convierte en puras prácticas exteriores, las cuales nos pueden engañar pensando en que con eso basta, sin embargo nuestro interior se va quedando cada vez más vacío y nuestros frutos cada vez mas escasos e insípidos, llegando al punto que no tenemos nada bueno que ofrecer al prójimo, a nuestra familia, a nuestra comunidad, a Jesús, que triste pesar que Cristo se nos acerca todos los días y no tener nada para quien lo dio todo por cada uno de nosotros y que somos como muertos que caminan.

 

Ante esto medita y reflexiona sinceramente en oración, sin temor a la verdad, ¿en qué punto estas?, ¿qué tan de lejos estas viendo o siguiendo a Cristo?, ¿hay justificación válida para ese alejamiento?, ¿crees que estas cumpliendo la misión que ÉL te ha encomendado?

 

Para un cristiano el tiempo de dar frutos, a diferencia de la higuera, no esta restringida a una época del año, sino que debe ser durante toda la vida. Ánimo Cristo nos ama, sigue tocando a nuestra puerta y nos ofrece su mano, su vida, su paz, levantémonos de la mano de nuestro Salvador.

 

Que la paz de nuestro Señor Jesucristo este con tigo siempre.

 

Ministerio de Predicación

Comunidad Católica Nueva Alianza

www.nuevalianza.com

Etiquetado en Reflexiones

Comentar este post

nelson 12/29/2011 19:11

si queremos que nos cuentes mas cosas , laa religion catolica es muy compleja ..

Comunidad Católica Nueva Alianza 07/25/2013 22:54



No lo es, la hacemos compleja, te puedo ayudar.


 


Bendiciones



Viajes 05/30/2011 16:07


Creo que tienes toda la razon del mundo con lo que nos estas contando aqui, asi que a ver si pronto nos cuentas mas cosas aun!


Ministerio de Predicación - Nueva Alianza 11/11/2011 22:48



Gracias por el comentario, retomare esto que lo tenia abandonado


 


Bendiciones


 


Walter